maquinariaPRO
 

Modelos de casetas para perro

Maquinariapro » Construccion » Casetas para perro

 

Las casetas para perro es uno de los tantos fines que se les da a las casetas en general. Este tipo de viviendas provisorias abarcan desde vestuarios colocados en las playas para facilitar el cambio de ropa hasta casetas que se colocan en el jardín con el objetivo de tener un lugar de recreación para los días de lluvia o incluso para darles uso en los días de sol como si se tratase de una carpa.

En el caso de las casetas para perro, las mismas tiene como finalidad proporcionarle al can un lugar donde pueda vivir lo más cómodamente posible a pesar de las limitaciones y con prevención de cualquier fenómeno climático que pueda alterar su estadía en ese pequeño hogar diseñado exclusivamente para él.

Hay distintos tipos de casetas para perros. Las hay robustas, generalmente realizadas con resinas sintéticas que protegen al perro contra los avatares de estar a la intemperie. Muchas cuentan con superficies lisas exentas de poros que tienen dos puntos a favor tanto para el can como para su dueño: por un lado, garantizan una buena higiene para que la estadía del animal allí no sea lastimosa y, por el otro, es de fácil limpieza, por ende, no le consume demasiado tiempo a la persona encargada de efectuarla.

casetas-para-perros-modelosEste tipo de casetas fabricadas con materiales sintéticos no son solo resistentes a la intemperie, sino que además impiden cualquier entrada de bichos molestos para el perro o cualquier impacto externo, ya sea una piedra o una fuerte lluvia o ventolera. En cuanto al sistema de instalación, el mismo es inexistente, ya que así como se compra la caseta (en el caso de que no sea hecha a mano) se la coloca en el lugar deseado, sin ninguna complicación extra, excepto algunos casos más sofisticados.

Para hablar de variedades de casetas para perro es importante a hacer referencia a que las mismas, muchas veces, van a depender directamente de las características de la raza del animal que habitará en ella. Por eso, tanto el tamaño como el material van a fluctuar según este parámetro. Lo mismo en el caso de que se desee construir la vivienda para un cachorro, por ejemplo, siempre hay que considerar cómo lucirá el can semanas después antes de proceder al armado de la caseta. Teniendo en cuenta esto, entre los tipos de casetas para perro que se pueden adquirir se encuentra la llamada TRUFF-N-RUGGED, cuya última palabra del nombre hace referencia a una palabra inglesa que indica fortaleza ante situaciones difíciles, justamente uno de los rasgos de esta caseta. La misma está compuesta, por supuesto, por un techo y una base y también por paredes dobles cuya ventaja es que poseen cámaras de aire. Esto permite un mayor aislamiento térmico, lo que protege al can del clima fresco y del clima caluroso con igual eficacia. Además de esto, las paredes dobles son las encargadas de que durante el invierno la caseta sea más caliente y durante el verano sea mucho más fresca, lo cual asegura que la caseta no sea reemplazada por otra de acuerdo a la estación, de ahí su gran versatilidad camaleónica para adaptarse a distintas circunstancias.

Materiales para la construcción de casetas para perros

casetas-para-perros-construccionRespecto a los materiales con los que está construida la caseta, éstos son generalmente plásticos pero de una gran resistencia y ni la lluvia ni el sol pueden llegar a alterar su constitución. Es decir, es imposible que se derritan partes de la caseta por haber estado ésta expuesta excesivamente al calor. Otra de las partes de la caseta son las ventanas practicables que garantizan una mejor aireación dentro de la vivienda del animal. En cuanto a su colocación particular, la caseta cuenta en su interior con unos anclajes que permiten que la instalación sea 100% efectiva. Esta caseta está pensada básicamente para razas de gran tamaño, como los siguientes casos: Golden Retriever, Rottweilers y Pastor Alemán. Hay otras casetas para perro apropiadamente denominadas COZY COTTAGES, que en inglés significa “cabañas acogedoras”. Las mismas cuentan con exactamente las mismas características que el modelo visto anteriormente, pero además cabe mencionarse que sus orificios de ventilación sirven de controladores del flujo de aire que se produce dentro de la caseta. La diferencia más marcada con el ejemplo anterior es que su diseño se ha realizado teniendo en cuenta razas medianas, como los casos siguientes: Caniches, Pointers y Setters.

Después tenemos el caso de la RUFF HAUZ, aislamiento estructural que posee tres estratos de construcción debido a que al ser armada, la caseta recibió inyecciones de nitrógeno en el material. Su base posee un desagüe y su rasgo distintivo es que es un ambiente completamente libre de la invasión de pulgas, debido a que su material liso evita que éstas invadan la caseta. Es fácil de limpiar y de colocar y generalmente se la adquiere cuando el can que habitará en ella es un dálmata o también un boxer. Otros modelos incluyen: las casetas extra grandes (para doberman por ejemplo) con forma de iglú y las kit, que son las casetas fáciles de transportar, que ocupan muy poco espacio y cuyas puertas están fabricadas en material plástico transparente.